Salvador Gregori agradece a la Diputación de València la ampliación del plazo de pago de impuestos por la crisis del coronavirus

Ante la situación de crisis sanitaria ocasionada por la Covid-19 y el decreto del estado de alarma del Gobierno de España, la Diputación de València ha ampliado hasta el próximo 1 de julio el periodo de pago en voluntaria de la recaudación del Impuesto de Vehículos de Tracción Mecánica (IVTM), así como las tasas de vados y de basura, que en el caso de Gandia finalizaba el 4 de mayo.

Así, el concejal de Economía y Hacienda, Salvador Gregori, ha querido agradecer a la Diputación de València, y al diputado provincial de Hacienda e Innovación y edil socialista del Ayuntamiento de Gandia, Vicent Mascarell, que “haya vuelto a demostrar que la Diputación es un ente próximo a la ciudadanía que ha escuchado las peticiones de muchos ayuntamientos como el de Gandia que solicitaron esta medida”.

Gregori ha explicado que “la razón por la que algunos ciudadanos han recibido notificaciones sobre periodos de pagos del 4 de mayo, es que fueron enviadas por la Diputación de València con anterioridad al estado de alarma, de forma que ahora, los que no lo tengan domiciliado, volverán a recibir los recibos con el nuevo plazo de pago actualizado al 1 de julio”. El concejal socialista recordado que los recibos domiciliados también serán cargados el último día de pago voluntario, es decir, el próximo 1 de julio.

Asimismo, en el caso del Impuesto sobre Bienes Inmuebles (IBI) y del Impuesto sobre Actividades Económicas (IAE) también se alargan los plazos. En concreto el nuevo calendario para los recibos sin domiciliación empieza el 1 de octubre y finaliza el 1 de diciembre mientras que los domiciliados se cobrarán en dos plazos: el 1 de octubre y el 2 de noviembre.